Velas y corona de Adviento | Artículos de Adviento

El Adviento, primer período del calendario litúrgico

El Adviento es el primer período del calendario litúrgico cristiano, el primer período del Año Litúrgico. El Adviento comienza el Domingo más próximo al día 30 de Noviembre, día de San Andrés Apóstol. El tiempo de Adviento termina el día 24, día de Nochebuena. 

El Adviento es un tiempo de preparación, alegría y penitencia. Los colores empleados durante las celebraciones litúrgicas son el morado y el rosa.

Hay cuatro días especialmente importantes durante el tiempo de Adviento: los cuatro domingos de Adviento. En estos días tan relevantes empleamos un calendario de Adviento como guía y las velas y la corona de Adviento como punto de encuentro para el rezo y la meditación.

Velas de Adviento

Las velas de Adviento son, junto con la corona de Adviento, uno de los elementos más importantes durante el tiempo de Adviento. La velas de Adviento normalmente son cuatro y se colocan en la corona de Adviento. Se enciende una vela por cada domingo de Adviento. A final del tiempo de Adviento, el cuarto domingo de Adviento, las cuatro velas permanecerán encendidas. 

Corona de Adviento

La corona de Adviento, es junto con las velas de Adviento, un elemento muy importante dentro de la celebración del tiempo de Adviento. Las corona de adviento suele estar formada por dos partes: una estructura en la cual se ubican las velas de Adviento y una parte central para adornos.

Calendario de Adviento

El tiempo de Adviento es un período del Año Litúrgico durante el cual nos preparamos para el nacimiento de Jesús, para la Navidad. Durante el Adviento debemos tratar de alcanzar objetivos que preparen nuestro cuerpo y nuestra alma para Jesús. Dentro de estos objetivos que nos acercan a Jesús se incluye orar, penitencia por los pecados cometidos a lo largo del año, dedicación a los demás, reconciliación y acercamiento, etc…

El calendario de Adviento es una herramienta que nos sirve como guía para alcanzar los objetivos. El calendario de Adviento nos permite fragmentar los objetivos generales en actividades diarias concretas. De este modo, con el calendario de Adviento, podremos planificar nuestro día a día, y, de ese modo, no olvidar ninguno de los objetivos.

Casullas de Adviento

Casullas rosas para tercer domingo de Adviento | Casullas para Gaudete

Casullas moradas para Adviento

Las casullas son una de las prendas litúrgicas más importantes de las que emplean los sacerdotes. Los sacerdotes a la hora de la Eucaristía eligen un color u otro de casulla en función del período del Año Litúrgico en el que se encuentre. El tiempo de Adviento se caracteriza por la alegría y por la penitencia. Por este motivo, los colores litúrgicos que se asocian al tiempo de Adviento son el color morado y el color rosa.

Paños de atril para Adviento

Los colores de los paños de atril, o cubre ambones, también están determinados por el período del Año Litúrgico que vivamos. Durante el tiempo de Adviento los paños de atril suelen ser de color morado o color rosa.

Estandartes para Adviento

Los estandartes para Adviento son lonas o expositores que se suelen ubicar en el altar para dar color. Los estandartes de altar son normalmente morados, color litúrgico que impregna la mayor parte del tiempo de Adviento.

El Adviento, significado

El Adviento es el primer período del calendario litúrgico cristiano. Para encontrar el verdadero significado de Adviento hemos de remontarnos varios siglos atrás. La palabra adviento procede de la palabra latina "adventus" cuyo significado es “venida”. Es decir, que el significado de Adviento está contenido en sí mismo, Adviento significa literalmente la venida de Jesús.

El Adviento tiene un significado determinado por la venida de Jesús, por el Nacimiento de Jesús por la Navidad. Únicamente se puede entender el Adviento vinculado con la Navidad. El Adviento es el período de preparación de la Navidad. Los hijos de Dios debemos preparar nuestro cuerpo y nuestra alma para la “venida” de nuestro Salvador.

En este proceso de preparación es muy importante el color morado, color litúrgico asociado al Adviento. El morado significa penitencia. Durante el adviento debemos analizar en nuestro interior y buscar nuestros pecados para poder arrepentirnos de ellos, y liberar nuestro corazón de esa carga. Mediante la penitencia conseguimos acercarnos a Jesús.

Tiempo de Adviento

El tiempo de Adviento es el primer período del Año Litúrgico. El tiempo de Adviento comienza el primer domingo de Adviento y termina el día de Nochebuena. Durante el Adviento nos preparamos para la venida de Jesús, por este motivo, el último de Adviento siempre es el mismo, el 24 de Diciembre, el día de Nacimiento de Jesús.

En cambio la fecha del primer día de adviento, el primer domingo de Adviento, varía de un año a otro. El primer domingo de Adviento es el domingo más próximo al día 30 de Noviembre, día que la Iglesia celebra el día de San Andrés Apóstol. Es decir, que el primer domingo de Adviento puede ser desde el 27 de Noviembre al 03 de Diciembre.

Por este motivo el tiempo de Adviento varía. En los años en los que el tiempo de Adviento tiene mayor duración se alarga 28 días, mientras que los años que el Adviento tiene menor duración tiene 22 días. En el último caso, el tiempo de Adviento más breve, el cuarto domingo de Adviento coincide con la Nochebuena.

En tiempo de Adviento siempre va a tener cuatro domingos de Adviento, pero, en función del año, puede que no se celebre el cuarto sábado de Adviento, el cuarto viernes de Adviento, el cuarto jueves de Adviento, etc…

Oraciones de Adviento

Las oraciones es uno de los elementos más importantes en cualquier período del Año Litúrgico. Durante el Adviento, en el proceso de preparación para la venida de Jesús, debemos tener muy presentes las oraciones.

Mientras rezamos nuestras oraciones de Adviento nos acercamos a Jesús, hablamos con Él de manera íntima y personal. Las oraciones son nuestro momento a solas con Jesús.

A la hora de rezar las oraciones de Adviento es importante tomar conciencia de la importancia del momento. Las oraciones de Adviento deben ir acompañadas de una profunda meditación. Debemos echar la vista atrás y buscar en nuestro interior. Desterrar la hipocresía de nuestra mente y ser rigurosos en el análisis de nosotros mismos. Este es el único camino para rezar las oraciones de Adviento sincera.

Existen una gran cantidad de oraciones de Adviento. La mayoría de las oraciones está dirigidas al Niño Jesús. El tiempo de Adviento está íntimamente vinculado con el Nacimiento de Jesús.

Oración de Adviento al Niño Jesús

Te suplico, Señor, que envíes al que has de enviar, Ven, Señor Jesús, y no tardes; cielos ábranse y dejen que baje su rocío. Divino Niño Jesús, ven a nacer en mi corazón para desterrar de él al pecado y colocar tus virtudes.

Amén.

Recopilación de oración de Adviento de José Gálvez Krüger

Tiempo de Adviento

Tiempo de Adviento, Tiempo de espera.

Dios que se acerca, Dios que ya llega.

Esperanza del pueblo, la vida nueva.

El Reino nace, don y tarea.

Te cantamos Padre bueno a la esperanza.

Con María, ayúdanos Señor,

a vivir generosos en la entrega,

a ofrecer nuestra vida como ella,

a escuchar tu Palabra en todo tiempo,

a practicar sin descanso el Evangelio,

ayúdanos a vivir solidarios con los que sufren,

con quienes hoy como ayer en Belén no tienen lugar. Te cantamos Padre Bueno a la esperanza.

Con los pastores de Belén,

ayúdanos señor a vivir la Vigilia de tu Reino,

a correr presurosos a tu encuentro,

a descubrir tu Rostro en medio del pueblo,

a no quedarnos "dormidos" en la construcción del mundo nuevo. Te cantamos Padre Bueno a la esperanza.

Con los ángeles de Belén,

ayúdanos Señor,

a cantar al mundo entero tu Presencia,

¡ Dios-está-con-nosotros !

Construyamos la paz entre los hombres,

Edifiquemos la Justicia entre los pueblos. Te cantamos Padre Bueno a la esperanza.

Con Jesús niño-Dios, ayúdanos Señor,

a abrigar la esperanza que nace en cada Adviento,

a escuchar los clamores de tu pueblo,

a regar con nuestras vidas la semilla de tu Reino,

a ser Mensajeros de tu Amor,

a construir comunidades de servicio y oración. Navidad, fiesta del hombre.

Navidad, fiesta de Dios.

Queremos ser tus Testigos,

danos la fuerza Señor.

Oración de Adviento de Marcelo A. Murúa, del libro "Ver la vida con la mirada del Evangelio"

Velas de Adviento

Las velas de Adviento son, junto con la corona de Adviento, uno de los elementos más importantes durante el tiempo de Adviento. La velas de Adviento normalmente son cuatro y se colocan en la corona de Adviento. Se enciende una vela por cada domingo de Adviento. A final del tiempo de Adviento, el cuarto domingo de Adviento, las cuatro velas permanecerán encendidas. 

Las velas de Adviento suelen ser de cera, por ser más tradicionales, y tener los cuatro colores litúrgicos: una vela color rojo, una vela color morado, una vela color verde y una vela color blanco. También son muy populares los juegos de velas de dos colores, una vela de Adviento de color rosa, para encender el tercer domingo de Adviento (el Gaudete), y tres velas de Adviento de color morado, para encender el primer, segundo y cuarto domingo de Adviento. 

El tamaño de las velas de Adviento varía en función del tamaño de la corona de Adviento. Es habitual que las velas tengan sean un poco gruesas, de entre 3 y 6 cm. de diámetro. 

Corona de Adviento

La corona de Adviento, es junto con las velas de Adviento, un elemento muy importante dentro de la celebración del tiempo de Adviento. 

Las corona de adviento suele estar formada por dos partes: una estructura en la cual se ubican las velas de Adviento y una parte central para adornos.

La estructura dónde se colocan las velas puede ser de muchas formas y materiales. Es usual que las coronas de Adviento tenga forma circular. Esta forma de circunferencia nos indica el infinito amor de Jesús por nosotros. También existen coronas de Adviento de forma rectangular, cuadrada, etc... Siempre se ha de tener en cuenta en lugar dónde se va a ubicar la corona.

La parte central de la corona de Adviento, entre las velas de Adviento, normalmente está decorado de algún tipo de vegetación verde. Estos adornos de color verde representa la esperanza y la alegría. La proximidad del Nacimiento de Jesús es un motivo de esperanza y de alegría. El Niño Jesús, con su nacimiento, nos da una nueva oportunidad.

La parte central de algunas coronas de Adviento incluye un quinto candelero para incorporar una quinta vela de Adviento.

Calendario de Adviento

El tiempo de Adviento es un período del Año Litúrgico durante el cual nos preparamos para el nacimiento de Jesús, para la Navidad. Durante el Adviento debemos tratar de alcanzar objetivos que preparen nuestro cuerpo y nuestra alma para Jesús. Dentro de estos objetivos que nos acercan a Jesús se incluye orar, penitencia por los pecados cometidos a lo largo del año, dedicación a los demás, reconciliación y acercamiento, etc…

El calendario de Adviento es una herramienta que nos sirve como guía para alcanzar los objetivos. El calendario de Adviento nos permite fragmentar los objetivos generales en actividades diarias concretas. De este modo, con el calendario de Adviento, podremos planificar nuestro día a día, y, de ese modo, no olvidar ninguno de los objetivos.

Existe una amplia variedad de calendarios de Adviento, calendarios de Adviento para colorear, calendarios de Adviento para colgar, calendarios de Adviento para mesa, etc… Cada uno de ellos tiene sus propias características. La mayoría de ellos están divididos en días. De tal manera que en los calendarios de Adviento en cada día tenemos una recomendación para llevar a cabo una acción que nos prepara para el Nacimiento de Jesús.

Cada calendario de Adviento estructura recomendaciones de una manera particular. Lo importante a la hora de elegir un calendario de Adviento es tener cuenta el conjunto de los objetivos que marca. Es decir, llevando a cabo las recomendaciones que me propone el calendario estoy más cerca de Jesús? Me siento más cerca de Jesús?

Es muy importante adaptar las recomendaciones a nuestra situación particular. Las recomendaciones son genéricas y pueden marcar objetivos amplios. Se debe de adaptar esos objetivos a nuestra vida y circunstancias. Quizá no tengo la capacidad de hacer grandes cambios en mi entorno, pero si puedo mejorar determinadas cosas de mi vida y de la vida de las personas que me rodean. Cualquier avance es bien recibido, cualquier mejora en nuestro interior o en nuestro entorno nos acerca a Jesús.

El tiempo de Adviento empieza el primer domingo de Adviento, fecha de celebramos el domingo más próximo al 30 de Noviembre, día de San Andrés Apóstol. Esta circunstancia provoca que la duración del tiempo de Adviento varíe. El calendario de Adviento puede empezar desde el 27 de Noviembre al 03 de Diciembre. Los cambios en la fecha del primer domingo de Adviento ocasionan que los calendarios de Adviento únicamente puedan ser empleados un año. El calendario de Adviento que usemos en este año no será apropiado para el año próximo porque la fecha del primer domingo de Adviento será distinta.

En Artículos Religiosos Brabander hemos diseñado un calendario de Adviento universal, que sirve para cualquier año, independiente de cuando sea el primer domingo de Adviento. Esperamos que pueda ser de su interés.   

Casullas de Adviento

Las casullas son una de las prendas litúrgicas más importantes de las que emplean los sacerdotes. Los sacerdotes a la hora de la Eucaristía eligen un color u otro de casulla en función del período del Año Litúrgico en el que se encuentre. El tiempo de Adviento se caracteriza por la alegría y por la penitencia. Por este motivo, los colores litúrgicos que se asocian al tiempo de Adviento son el color morado y el color rosa.

Las casullas, así como los demás ornamentos, de color morado se emplean en las celebraciones del primer domingo de Adviento, del segundo domingo de Adviento y del cuarto domingo de Adviento. Las casullas moradas de Adviento recuerdan que para estar preparados para el Nacimiento de Jesús debemos analizar los pecados cometidos y arrepentirnos.

Las casullas rosas nos símbolo de alegría, símbolo de esperanza por el Nacimiento de Jesús. Los sacerdotes visten las casullas rosas durante el tercer domingo de Adviento, el Gaudete. Durante estas celebraciones la alegría de la proximidad de la Navidad envuelve la Eucaristía.

Paños de atril para Adviento

Los colores de los paños de atril, o cubre ambones, también están determinados por el período del Año Litúrgico que vivamos. Durante el tiempo de Adviento los paños de atril suelen ser de color morado o color rosa.

Los cubre ambones son una pieza empleada para embellecer el altar. Suelen estar bordados con motivos litúrgicos o eucarísticos como JHS, espigas, uvas, etc… Las dimensiones de un paño de atril pueden variar para adaptarse a los atriles o ambones.

Estandartes para Adviento

Los estandartes para Adviento son lonas o expositores que se suelen ubicar en el altar para dar color. Los estandartes de altar son normalmente morados, color litúrgico que impregna la mayor parte del tiempo de Adviento.

Los estandartes de Adviento están decorados con elementos propios del primer período del Año Litúrgico: velas de Adviento, coronas de Adviento, etc…